sábado, 8 de diciembre de 2012

RAUL ALFONSIN, HOMBRE DE VALOR Y CONVICCIÓN DEMOCRATICA



La actitud de Raúl Alfonsín, en relación a la dictadura, no fue complaciente, por el contrario, fue una de las voces de oposición al gobierno, concentrándose en dos aspectos concretos: la política económica y los Derechos Humanos. Como abogado, defendió a los acusados donde y cuando podía. Un ejemplo notable, fue la defensa de Mario Santucho, y no precisamente  porque sintiera simpatía  hacia el líder del ERP, sino porque como abogado, sostenía que garantizar el debido proceso. Con ello, adquirió una reputación de hombre de valor y de convicción democrática, salvando numerosas vidas amenazadas por la represión.

Alfonsín, también escribió  a la Corte Suprema de Justicia en señal de protesta contra el rechazo de no menos de 425 casos en los que se habían planteado recursos de habeas corpus.

En 1977, el futuro presidente, fue uno de los pocos líderes de primer plano que dieron la bienvenida a la Argentina al equipo de Amnesty Internacional

Fuente: Raúl ALFONSIN, La democracia a pesar de todo de Andrew Mc Adam. Víktor  Sukup y Claudio Oscar Katz.

 (Ediciones Corregidor, 2009)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada