sábado, 7 de julio de 2018

A 100 años de la Reforma Universitaria: Lo que nos une con los reformistas y es la aspiración, siempre explícita, de construir una Universidad mejor, con un compromiso más intenso con la vida cultural y científica de nuestras sociedades

  A 100 años de la Reforma Universitaria:” Lo que nos une con los reformistas y es la aspiración, siempre explícita, de construir una Universidad mejor, con un compromiso más intenso con la vida cultural y científica de nuestras sociedades.

  La Reforma Universitaria debe ser vista en un espectro amplio sin limitarlo a la Universidad , el fenómeno está vinculado a los cambios sociales y políticos que venía atravesando el país en las últimas décadas con la aprobación de la Ley Saénz Peña voto universal, secreto y obligatorio y derivado de ella, la elección y asunción de Hipólito Yrigoyen como presidente en los comicios de 1916, sumado a la Revoluciòn Mexicana de 1910 y la Revoluciòn Rusa de 1917
  
  Sostiene Pablo Buchbinder, coordinador del Programa de Historia y Memoria de la Universidad de Buenos Aires docente  recuerda que los reclamos de los estudiantes reformistas en 1918 eran transparencia del gobierno universitario, la eliminación de los cargos vitalicios, renovación de docentes por concurso, actualización de los planes de estudio y de los programas, el incentivo al desarrollo científico, docencia libre y asistencia libre.
Por su parte, para Rogelio Alaniz ,"la Reforma Universitaria reclamó desde sus inicios el ejercicio de la libertad y la rebeldía, pero por sobre todas las cosas instaló en el imaginario estudiantil los
atributos del estudio, la inteligencia y el compromiso social. Y reivindicó el derecho de los estudiantes a comprometerse políticamente, a ´hacer´ política.

  Alaniz, en su lectura añade la existencia de” códigos culturales e ideológicos diversos, pero con la certezas de que se estaban viviendo tiempos de cambio y que a los jóvenes les correspondía un
lugar en ese temporal, eran fuertes".

  Buchbinder, agrega un dato de suma importancia, los Reformistas del 18 no eran obreros ni
herederos de Mi hijo el dotor , que Florencio Sánchez simbolizara en su obra, por el contrario la Universidad estaba conformada por la élite política y en cuyos claustros se formaba, es decir, ellos son en gran medida también, producto de los déficit de la enseñanza universitaria y son ellos mismos los que proponen la investigación científica, y la creación cultural, iniciativas que se concretaron , gracias a la Reforma , en especial a la investigación científica , logró un lugar de mayor preponderancia y mayor significancia

 Coinciden distintos expertos que el movimiento del 18 creó una auténtica carrera académica en las universidades argentinas. Los reclamos de los estudiantes y los diplomados por ingresar al mundo del profesorado universitario fueron contemplados a través de una serie de normativas y resoluciones que, en el mediano plazo, le permitieron a un núcleo relevante de profesionales acceder a los cargos de adscriptos, auxiliar docente, profesor suplente y, finalmente, titular Las medidas establecidas
entonces procuraron facilitar la integración de los miembros de las corporaciones profesionales, fundamentalmente, a la carrera académica..

La Reforma del 18, pudo revertir la composición de las Academias, que hasta aquel año su composición se hallaba en manos de un grupo corporativo, con personas designadas arbitrariamente, sin requisito de idoneidad ni capacidad para ocupar el cargo. Igualmente autoritarias eran sus
decisiones, tanto como la herencia de los cargos de padres a hijos, que continuamente elegían a sus amigos o familiares para llenar las vacantes surgidas. La denuncia de la labor de estos organismos,
basados en el clericalismo más arcaico, tuvo una importante incidencia en la universidad, como espacio que históricamente había formado la elite dirigente. La Córdoba de esos años seguía siendo oligárquica y parecía estar aislada de los cambios que sufría el mundo.3 La universidad era codiciada como centro de poder político y la efervescencia de ideas modernas en gestación
desde fines de siglo XIX tendría que salir a la luz en algún momento.


  Alaniz señala que el perfil de aquella Universidad era una casa de estudios menos comprometida con la formación individual de los profesionales, con el usufructo personal de los beneficios que brindan los títulos y, en cambio, mucho más intimamente articulada con la tarea de construir una sociedad más igualitaria y más justa.

 Como cierra valen las reflexiones por un lado de Gabriela Schenone, juzgando que “Las instituciones forjadas en 1918 son las que hoy legitiman a la Universidad pública. La autonomía y el cogobierno, esas dos instituciones rechazadas y demonizadas por las dictaduras militares y los regímenes autoritarios que pulularon en la Argentina del siglo veinte. Y su consecuencia: el estudiante reformista, el intelectual reformista y el profesional reformista, hoy oficializados, aunque admite que se hallana “tan oficializados que sus protagonistas a veces no advierten esa identidad.

  En segundo lugar, el filósofo Hugo Biagini, sostuvo que “No fue una reforma meramente instrumental, porque contenía ideas muy profundas que acompañan un sufrimiento. Tenían una esencia másrevolucionaria que reformista, porque en aquel momento existía el sentimiento de que se podían dar vuelta radicalmente las cosas por las experiencias de la revolución mexicana en 1910 y la rusa en 1917, Lo cierto es que el logro mayor fue poner a la universidad en manos de la ciencia y el pueblo”, agrega.

Finalmente Alaniz traza un hilo conductor entre los Reformistas de 1918 y el estudiantado universitario de hoy:” Lo que nos une con los reformistas y es la aspiración, siempre explícita, de construir una Universidad mejor, con un compromiso más intenso con la vida cultural y científica de nuestras sociedades, si bien los reformistas no pensaron que los cambios estatutarios constituyeran un fin en sí mismo. Era el instrumento para modificar de raíz una universidad signada por la mediocridad, el nepotismo y la corrupción"

Su reflexión última marca una aspiración para que los ecos de la Reforma del 18 sean renovados hoy a 100 años de la gesta” Quizás debamos tener presente, hoy en primer plano, esas
enseñanzas”,


Bruschtein, Juliàn La revolución en los claustros, pasado y Presente de la Reforma Universitaria que se gestò en Còrdoba hace 90 años , Pàgina 12, 17 de Junio de 2008

Schenone, G. (2009) “La reforma universitaria en sus estatutos. Avances y retrocesos 1918-1925”, Centro de Investigaciones de la Facultad de Filosofía y Humanidades de la UNC.

Buchbinder, Pablo (2018) Pensar la reforma universitaria cien años después
Revista Iberoamericana de Educación Superior, IISUE-UNAM Mexico; vol. IX p. 86 - 86

Alaniz, Rogelio, La Reforma Universitaria: ¿Qué hacer con ella?
http://rogelioalaniz.com.ar/la-reforma-universitaria-que-hacer-con-ella/

sábado, 30 de junio de 2018

En "Vida de Perro", Verbitsky, fija su posición frente a la discusión sobre la violencia de Montoneros, la corrupción kirchnerista, Bergoglio, el peronismo y Macri, hasta Clarín y Página/12

La noche en que Macri venció a Scioli en la segunda vuelta de las presidenciales, Diego Sztulwark le escribió a Horacio Verbitsky para insistirle en que era el momento de encarar un libro de balances. No de inventario de lo mal hecho, no de pase de facturas o de revisión frívola del pasado. De balances políticos. Vida de perro es ese libro. Más de medio siglo de historia argentina desde la mirada de un personaje memorioso, selectivo, intolerante a la ambigüedad y a la estupidez, celoso de su trabajo. Un viajero político en el tiempo. De militante en las FAP a presidente del CELS. Crítico y autocrítico, pero no arrepentido ni nostálgico.

Y es a la vez un libro de conversaciones entre personas de distintas generaciones y posiciones ideológicas. Diego Sztulwark, interesado en el pensamiento político y la tradición de las izquierdas, pregunta sin pelos en la lengua porque quiere entender cómo llegamos al gobierno de Cambiemos, porque quiere reemplazar el “misterio” Verbitsky por el “método” Verbitsky, aprovechar su mirada sistemática y documentada sobre el presente para relanzar la investigación y la lucha política sobre bases más vitales, menos engañosas. Juntos recorren los años en que Verbitsky fue militante en Montoneros, el tiempo de la clandestinidad, sus posiciones frente a la discusión sobre la violencia revolucionaria, frente a la corrupción kirchnerista, sus críticas a la izquierda trotskista, su lectura –a contrapelo de tantos– de Bergoglio, del peronismo y de Macri, su trayectoria periodística, desde la prensa militante en los setenta hasta Clarín, Página/12 y El Cohete a la Luna.


En el curso de una conversación honesta y sin desperdicio, que los habilita a discrepar y a hablar sin tabúes, fluyen las anécdotas que cruzan vida-política-oficio, la tensión constante entre pragmatismo y principismo. Un Verbitsky desconocido y sorprendente. Un libro central para los tiempos que vienen.

Fuente: Verbitsky, H y Sztulwark, D ( 2018):"Vida de perro , balance político de un país intenso, del 55 a macri", Siglo XXI Editores de Argentina


Existen razones razones para la esperanza la legitimidad y efectividad de los derechos humanos de cara al futuros posible en el futuro, gracias al compromiso y las luchas constantes de quienes buscan hacer de este un mundo más igualitario (Kathryn Sikkink, reconocida especialista en el tema)

¿Los derechos humanos funcionan? Aunque resulte sorprendente, vale la pena hacerse la pregunta. Más allá de los reconocimientos formales y las declaraciones grandilocuentes sobre su importancia, ¿el derecho internacional de los derechos humanos, sus instituciones y movimientos han producido un cambio positivo en el mundo? La sola existencia hoy de la cárcel de Guantánamo, de conflictos armados con bombardeos a civiles y torturas, de regímenes autoritarios y de represión a minorías parece indicar, según críticos más o menos pesimistas –muchos de ellos académicos y políticos, pero también activistas–, que asistimos a un retroceso en la materia.

Kathryn Sikkink, reconocida especialista en el tema, se hace eco de este debate para plantear que, pese a lo que muchos ven como un saldo negativo, la ampliación del alcance de los derechos humanos a escala global ha sido permanente en las últimas décadas. Así, a partir de un exhaustivo recorrido por la segunda mitad del siglo XX, y repasando los supuestos teóricos y metodológicos de las voces más destacadas, la autora demuestra el impacto positivo del derecho internacional y la incidencia fundamental de las organizaciones de la sociedad civil en ese proceso. Sikkink deconstruye la idea de que los derechos humanos surgieron como una iniciativa de las regiones más poderosas que irradió luego hacia los países del Sur Global (tanto líderes como activistas de América Latina fueron, de hecho, los primeros en invocar la necesidad de suscribir a tratados que protegieran los derechos humanos). También, con datos estadísticos rigurosos, que los errores y sesgos al cuantificar el progreso de esos derechos llevan a conclusiones equivocadas: las cifras actuales indican que disminuyeron distintas formas de violencia mientras se incrementó notablemente el acceso a la salud y a la educación, entre otros.

Las razones para la esperanza que este libro postula no surgen, así, de un optimismo acrítico; son resultado más bien de un análisis muy documentado sobre avances y retrocesos que dan forma a “una esperanza razonada, bien informada y paciente”, y que nos llevarán sin duda a reconocer lo que ha pasado en la historia y lo que es posible en el futuro, gracias al compromiso y las luchas constantes de quienes buscan hacer de este un mundo más igualitario.
Sikkink, K ( 2018) Razones para la esperanza, la legitimidad y efectividad de los derechos humanos de cara al futuro, Siglo XXI Editores de Argentina.




viernes, 22 de junio de 2018

El 9 De Julio fue un laboratorio sobre los orígenes de la Argentina, su mayor logro, fue la consagración de una voluntad de establecer un Estado independiente

El Congreso de Tucumán , el 9 de Julio de 1816, hace 202 años se declaró la Independencia “de las Provincias Unidas en Sud América” . es decir no se logró la Independencia , tal como nos fue enseñado en los manuales escolares , si , se dio uno de los primeros pasos hacia la libertad y la autodeterminación. Después vinieron marchas y contramarchas, avances y retrocesos, una marca registrada del país que entonces aún no era la Argentina y que por momentos parece conservar la frustración de una obra siempre en construcción.


En ese marco , en 2016, con los festejos del bicentenario, reconocidos académicos como los historiadores Alberto Lettieri, Marcela Ternavasio Gabriel Entin y el antropólogo Alejandro Grimson, debatieron la temática


Lettieri—doctor en Historia, docente titular de la UBA e investigador del Conicet— explicaba “en 1816 el concepto de independencia era fragmentario y fundamentalmente político. Para el segmento de la elite comercial de Buenos Aires liderado por el protounitarismo, se trataba, ante todo, de una independencia política respecto de España. Para el protofederalismo, en cambio, de una independencia política a secas, y para los antiguos territorios virreinales, también de una independencia política de Buenos Aires y, en muchos casos, sobre todo en las provincias del NOA, las aristocracias mantenían expectativas de restauración de la hegemonía española”.


Por su parte, Alejandro Grimson —antropólogo, docente en la Universidad de San Martín, y exdecano en su Instituto de Altos Estudios Sociales, señalaba “la independencia de 1816 no debe menospreciarse. Fue un logro importante que en gran medida se perdió por las guerras civiles. Fue la asunción de los destinos del país por gente nacida en estas tierras. Todos los aciertos y errores posteriores fueron argentinos. Sí, continuaron siempre las presiones. Pero siempre hubo tensiones argentinas donde esas presiones se jugaron y se resolvieron. Hoy, pienso que el concepto cambió: necesitamos autonomía”.


A su turno, Marcela Ternavasio —doctora en Historia por la UBA, docente de la Unversidad Nacional de Rosario, manifestóa que "aquella Declaración “como todo texto icónico se impone por lo que dice, por sus palabras, por la ruptura que establece con el pasado y por las promesas que ilumina para el futuro”. Pero también por sus enigmas, que “no derivan tanto de lo que el documento dice, sino de lo que calla”. Y grafica la idea con una carta de José de San Martín dirigida al diputado por Mendoza Tomás Godoy Cruz, en la que valora el texto aunque expresa que “solo hubiera deseado que al mismo tiempo hubiera hecho una pequeña exposición de los justos motivos que tenemos los americanos para tal proceder”.


Gabriel Entin —doctor en Historia y magíster en Estudios Políticos por la Escuela de Altos Estudios en Ciencias Sociales de París e investigador del Conicet-, por su parte describe el momento de la Independencia como “un laboratorio sobre los orígenes de la Argentina”, cuyo principal documento “desafía el ingenio: más que certezas, plantea enigmas y dilemas. ¿Quién se independizó? ¿Cuál es la relación con la revolución? ¿Por qué se declaró la Independencia?”.


-Se tenía conciencia en su época de los alcances de esa Declaración? ¿O se la veía como un escalón hacia la verdadera independencia, incluida la económica? Para Lettieri, “el concepto de independencia económica no aparecerá hasta mediados del siglo XIX. Hasta entonces, nociones tales como independencia o soberanía solo tenían una matriz política. De todos modos, la proclama de Tucumán hace alusión a lo que por entonces se denominaba ‘gobierno de lo propio’, pero no definía una forma de gobierno, lo que dejaba pendiente según se resolviera el equilibrio de poder interno, la lucha armada y la redefinición del mapa político europeo. La dinámica política de los territorios coloniales, o en vías de descolonización, es siempre muy sensible a lo que suceda en su antiguo eje político”.


Los progresos y derrumbes institucionales, políticos, económicos y sociales de estos dos siglos de nación independiente conforman un inventario diverso, que puede funcionar como obstáculo para el análisis sobre logros obtenidos y deudas impagas. Aunque, como señala Grimson, “los argentinos creen que ellos han tenido la historia más trágica del planeta, pero eso es solo un narcisismo ignorante. La Argentina es un país con graves problemas y grandes logros. Entre sus deudas las principales es no definir un perfil productivo, no lograr una inclusión social de toda la población, no aceptar su compleja diversidad cultural, no consolidar una vida democrática transparente”.


Desde su rol de historiador, Lettieri opina que “el logro principal fue, sin dudas, la consagración de una voluntad de establecer un Estado independiente, ya anticipada por la Asamblea del Año XIII y el Congreso de Arroyo de la China, en 1815. Sus debilidades provienen, ante todo, de la debilidad de la situación económica legada por la etapa colonial, la fragmentación del mercado interno, el retroceso económico que significó la guerra continuada, y la conciencia —a veces exacerbada— de la elite comercial porteña, de que solo habría futuro a condición de celebrar un pacto neocolonial con Gran Bretaña. Esto lo concretará Rivadavia en 1824, con la suscripción del empréstito Baring Brothers, y la firma del Pacto de Amistad a principios de 1825, en el que Gran Bretaña reconoce la independencia política del Río de la Plata luego de haber acordado la dependencia económica. Por más que Rosas, y un siglo después el peronismo, trataron de deshacer esta vinculación colonial, no solo comercial sino también —y fundamentalmente— cultural, la generación de una nueva matriz democrática, pluralista y soberana en todos sus niveles constituye aún una asignatura pendiente”.


Fuente: Revista Cabal
Bicentenario de la Declaración de la IndependenciaDos siglos de logros y algunas deudas impagas

jueves, 21 de junio de 2018

CON EL ATENTADO A LA AMIA, EL ESTADO ARGENTINO, NOS ABRIÓ LA PUERTA DE INGRESO A SU GUARIDA MAS PERFECTA, EL LABERINTO DE LA IMPUNIDAD (MEMORIA ACTIVA, 2008)

Plaza Lavalle, a metros del Palacio de Tribunales, fue el primer centro de reunión de los Familiares y amigos afectados por el atentado a la AMIA producido el 18 de Julio de 1994, desde aquel momento los reclamos son repetidos: el pedido de Justicia, el cese de la impunidad a autores materiales del hecho, como así a sus cerebros y a quienes se encargaron de modo intencional de tapar la investigación. Hay que hurgar en el archivo para demostrar que a casi 25 años y , aunque hayan pasado seis presidentes la esperanza se diluye , en los medios de comunicación la masacre del 18 de Julio ocupa pocas líneas ,al igual que en la televisión, la radio y en los nuevos medios, en soledad, solos familiares y allegados, aun con sus diferencias y posturas ideológicas opuestas siguen firmes, si bien, como escribí antes, con menos fuerzas, con mayor molestia hacia gobernantes y adalides que se prometen y no cumplen .

En Mayo de 2003, bajo la presidencia de Eduardo Duhalde y con Néstor Kirchner ya electo, el filósofo Tomas Abraham, .denunciaba a la Justicia Argentina por no cumplir con su deber, aunque lamentaba que el comportamiento era repetido. “La conducta de la justicia argentina ya ni siquiera es materia de discusión”, sostenía. Abraham, alegaba que el atentado a la AMIA ya no era solamente la explosión, el atentado , pasaba a ser, según sus palabras el “Crimen colectivo de la AMIA” que funcionaba como un ejemplo, un testimonio de la denegación de Justicia, un mal hábito de los jueces y abogados responsables de investigar y condenar a quienes desde las altas esferas del país, se habían encargado que la denegación de justicia sea una realidad:” Nueve años de encubrimiento dan testimonio de esto”. Abraham añadió a la cancillería argentina como otro de los que obstruyeron desde su lugar el crimen “ La irresponsabilidad de la política exterior argentina, su aventurerismo, la desorganización del sistema de seguridad paralelo a su corrupción estructural, son responsables de los crímenes de hace 10 años.”, decía sin medias tintas.

Por su parte, el 18 de Julio de 2008, al cumplirse 14 años del atentado-masacre de Pasteur 633, desde Memoria Activa, ejemplificaban el trato recibido y los caminos equivocados que les habían hecho tomar con un “laberinto”Un laberinto es “Un lugar formado por calles, caminos, encrucijadas, del que es muy difícil encontrar la salida, después de 14 años somos casi expertos en recorrer laberintos y sin embargo todavía no encontramos la salida”, deploraba.

El recorrido por el laberinto comenzó el 18 de julio de 1994 y fue de manera brutal, ya que “no sólo arrancaban partes de nuestras vidas de una de las formas más violentas y terribles que pueda imaginar la mente humana”, decía refiriéndose al atentado ocurrido a las 9:53 de una mañana con cielo plomizo, sino que además el “Estado Argentino” nos abría la puerta de ingreso a su guarida más perfecta, el laberinto de la impunidad”, delataba.

Las peripecias y obstrucciones fueron muchas, para que el laberinto siga sin salida:” Un laberinto de papeles y palabras. Un laberinto de discursos y denuncias, un laberinto oscuro, lleno de calles y puertas espurias que se fueron cerrando una a una frente a nuestras narices”.


Todo había sido pergeñado, no había casualidad en el tejido del laberinto: “ninguna calle ni encrucijada de este laberinto fue creada al azar, cada una de ellas fue una construcción, pensada, planeada y organizada por cada uno de los constructores: empezando por los sucesivos gobiernos de turno, y terminando con todas las instancias gubernamentales y comunitarias que se replican mágicamente a imagen y semejanza de ellos.

Como un espejo de la actuación de la justicia en los casos de corrupción que, a pesar de tenerse pruebas se dilatan en el tiempo hasta expirar los plazos legales y quedar sin condena y casi olvidada en la sociedad:” Cambian los estilos, los grados de participación… pero el laberinto de la impunidad sigue en construcción”

El laberinto comenzaba con Menem, que dio la orden de que no se investigara a Kanoore Edul y la consiguiente pista siria , allí se construyó la entrada al laberinto. Anzorreguy, Galeano, y el ex comisario Palacios, para ejecutar la orden de Menem, comenzaron la construcción de sus primeras calles.No podían sostenerlo solos, el mundo los estaba mirando. Y entonces necesitaron conseguir cómplices para inventar culpables a través de la pista de los policías bonaerenses, para cerrar la causa AMIA.

Para poder hacerlo era necesaria la participación en el complot de los ex fiscales Mullen y Barbaccia, de los secretarios del Juzgado de Galeano, Spina, Velazco y De Gamas, de la Comisión Bicameral, del ex presidente de la DAIA Rubén Beraja, y de Telleldín, quien ya se encontraba preso por ser el último poseedor de la trafic que explotara en la AMIA.
El Juicio oral que se realizó desbarató esta “mentira oficial”.
La sentencia del tribunal dejó en claro que los policías no eran culpables de haber participado en la masacre en la AMIA. Pero aún no sabíamos por qué necesitaron construir la historia oficial.
Hoy, 14 años después, tenemos más en claro que el gobierno de Menem y sus cómplices tejieron esa mentira con el fin de cerrar la investigación de la conexión local.
El juicio oral contra los encubridores, que el juez Lijo debe elevar lo antes posible, deberá sacar a la luz cómo se tejieron estas complicidades.

Los gobiernos subsiguientes de De la Rúa y Duhalde sostuvieron la mentira  para continuar con la impunidad.
El gobierno de Néstor Kirchner asumió inicialmente un compromiso con la causa AMIA reconociendo la responsabilidad del Estado Argentino por la falta de seguridad y por la denegación de justicia.

Para nosotros la responsabilidad del Estado no termina en el reconocimiento. El Estado debe cumplir con los compromisos internacionales que asumió ante la OEA, debe cumplir con los compromisos ante nosotros, debe plasmarse día a día en cada acción del actual gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, en cada mensaje, hasta que la causa AMIA quede esclarecida, hasta que los asesinos intelectuales y materiales y todos los cómplices y encubridores vayan a la cárcel.

Lamentablemente este laberinto tiene muchas puertas de entrada y seguimos sin vislumbrar alguna puerta de salida.
Hoy, a 14 años, no hay un solo preso por el asesinato de 85 personas.
Hoy, a 14 años, no hay un solo preso por aquellos que quedaron heridos.
Hoy, a 14 años, no hay un solo preso por el encubrimiento que posibilitó no llegar a la verdad ni a la justicia.

Con un dejo de esperanza , aseguraban :”Estamos aquí porque aún creemos,, y por más que tejan y tejan los hilos de la impunidad vamos a estar ahí, en la vereda de enfrente, trabajando por la justicia.

Hoy intentamos recrear en esta plaza un laberinto, uno que aún no tiene salidas, pero nunca se sabe, la vida es versátil y la impunidad no siempre triunfa.

Para cerrar, reiteraban la idea de los “constructores de la impunidad” que necesitaron de una guarida, un refugio, alguien que los ampare, los encontraron en las altas esferas del país , de la justicia y de personas que por su lugar debían defender la causa y fueron quienes “brindaron sobre los escombros, por dentro de y por eso crearon el laberinto, para que nada ni nadie los alcance.
Lo de ellos es guarida, y lo nuestro es esta plaza. Lo de ellos es guarida y lo nuestro es búsqueda, búsqueda de verdad y de justicia, porque sólo con verdad y justicia se podrá destruir el laberinto.


Fuentes:
Acto en Plaza Lavalle, discurso de Tomas Abraham19 de mayo de 2003 –

Acto por los 14 años del atentado, discurso de Memoria activa 2008



sábado, 16 de junio de 2018

Belgrano y la creación de la bandera poseen un valor adicional , en tanto la Bandera no es sólo el paño que identifica a un país, sino fundamentalmente el símbolo que congrega a un pueblo y que expresa un proyecto futuro basado en ideales y sueños de defensa de la educación

¿Cuál es el sentido de recordar a Manuel Belgrano, casi a doscientos  años de su muerte, producida el 20 de junio de 1820?

Se lo recuerda a Belgrano, sobre todo, por la creación de nuestra bandera. Sin embargo, su figura y la a creación de la bandera. cobran un por el sentido político, en tanto la Bandera no sólo como el paño
que identifica a un país, sino fundamentalmente como el símbolo que
congrega a un pueblo, que expresa proyecto, ideales, sueños, futuro", observaban desde SUTEBA.
 Manuel Belgrano, fue además funcionario público, desde cuyo rol defendió al  país planteando que si nuestra patria quería salir adelante necesitaba desarrollar su autonomía económica, industrial y política.
Durante los años del Consulado, luchó por llevar adelante la independencia económica y luego consolidar , la independencia política.sostenidos  con la convicción de aportar desde la educación pública a la transformación de la injusta realidad social de nuestro pueblo", apuntaban desde el gremio docente.

Manuel Belgrano se preocupó por fomentar la agricultura, la industria y el comercio,tendiendo al desarrollo económico, sin descuidar el aspecto social "Para lograr un bienestar, no sólo material sino también a nivel humano, es necesario fomentar la educación, en los diferentes niveles", subrayaba en sus escritos.
Su profundo idealismo, hace que se sensibilice frente a la situación de los habitantes de la campaña:“…Esos miserables ranchos donde se ven multitud de criaturas, que llegan a la edad de la pubertad, sin haberse ejercitado en otra cosa que la ociosidad, deben ser atendidos hasta el último punto. Uno de los principales medios que se deben adoptar a este fin son las escuelas gratuitas, a donde puedan los pobres mandar sus hijos, sin tener que pagar cosa alguna por su
instrucción; allí se les podrán dictar buenas máximas, e inspirarles amor al trabajo, pues en un pueblo donde reine la ociosidad, decae el comercio y toma su lugar la miseria”.


Belgrano propone que los niños aprendan las primeras letras, conocimientos matemáticos básicos junto con el catecismo, para luego serr admitidos por los Maestros menestrales, quienes les enseñarían su oficio, teniendo éstos la obligación de mandarlos a la Escuela de dibujo.

El cuidado de las escuelas gratuitas debía confiarse “a aquellos hombres y mujeres que, por oposición, hubiesen mostrado su habilidad y cuya conducta fuese de público y notorio irreprensible”. El Consulado debía velar sobre “las operaciones de maestros y maestras”,comisionando a tal efecto a dos consiliarios.


Otro punto de importancia era el de la distribución de los establecimientos. Belgrano manifestaba lo siguiente; “Estas escuelasdebían ponerse con distinción de barrios, y debían promoverse en todas
las ciudades, villas y lugares que están sujetas a nuestra jurisdicción, comisionando para ello a los diputados, y pidiendo auxilio al excelentísimo señor virrey, a fin de que comunicase sus
órdenes para que todos los gobernadores y demás jefes cooperasen a estos establecimientos tan útiles”.

Para finalizar, sus ideas tomadas por Suteba, lo enaltecen "Sus valores deben ser rescatados hoy no nos pueden pasar con la convicción de aportar desde la educación a la transformación de la realidad
social de nuestro pueblo.

Fuentes: Belgrano y la Lucha por la Libertad ( Suteba, s/f)

Historia de la educación argentina, 1 de Marzo 2011
https://histeducarg.wordpress.com/segundaetapa/belgrano-y-la-educacion/

jueves, 14 de junio de 2018

Los gobiernos saben de la repercusión social que tiene el fútbol, lo usan como instrumento en nuestra contra para darnos una buena dosis de anestesia cada vez que las cosas se ponen feas, logran así su objetivo :que la gente se olvide de los problemas y al día siguiente sólo hablen del partido ( 2014)

El artículo retrata el clima de época de España en 2014, a días de comenzar el Mundial de fútbol de Brasil y anticipándose a la Liga de su país, por su contenido , las mismas situaciones y preguntas se pueden trasladar a la Argentina ¿Porque hay tanto fútbol en la televisión desde hace unos cuantos años?.

¡La respuesta es muy fácil!,contestando con signos de admiración :"  El fútbol es un termómetro social, que sirve para evaluar el estado de agitación del pueblo, y que el gobierno usa como arma para calmar los ánimos de la sociedad!". Si bien, un buen arma para calmar los ánimos de la sociedad!". Si bien, un buen resultado un garantiza el cambio de humor social  ni un aval mayor para el gobierno, si es fácilmente comprobable el rol anestésico del
fútbol y los negocios que se generan a su alrededor , tal como lo expresa el portal español : Estamos en la ruina, y miles de familias hoy día no tienen ningún ingreso, o con algún miembro desocupado y
cargados de cantidad de facturas  pagar, pero una cosa es cierta aunque nos cueste reconocerlo: ¡Dinero para fútbol y bares ( como sinónimo de boliche),  siempre hay!. ( nuevamente los signos de admiración le otorgan una carga adicional.

Los negocios que el fútbol genera, lo que mueve el fútbol, no son un tema menor:, al igual que lo que acaece en nuestros días, el sitio criticaba los excesivos gastos de los clubes y los avales que recibían para seguir gastando sin pagar sus deudas y sin que se los intime ,o mejor dicho como desde el gobierno hacían la vista gorda:" No importan las deudas que tengan los clubes de fútbol. Hacienda y los bancos hacen la vista gorda con todos ellos para que paguen poco a poco". El motivo era claro, señalaban " Lo importante es que el show siga
funcionando"

Otros ítem  se sumaban al despilfarro las exhorbitantes cifras que se pagaban por los pases de los jugadores "Tampoco importan las estratosféricas cantidades de dinero que se mueven por fichajes, publicidad, televisiones y demás merchandising", más aún el fútbol a la utilización de los jugadores y las cifras que se gastaban en pases,
denunciaban en España era similar a la trata de esclavos" Los jugadores se convierten en esclavos y son solo mercancía que se utiliza para que este circo siga jugando el papel que tiene asignado en la sociedad".

Observaban y criticaban la ceguera que producía el fútbol "La gente, se  vuelve loca y no atiende a razones cuando hay fútbol en la tele. Se olvidan de todos los problemas, acontecimientos que suceden en la vida
diaria, por muy graves que sean. Lo importante es ver el partido en la tele, o ir al estadio si hay dinero.


Agregaba ": Hay gente que estando desocupada y no cobrando ninguna prestación, se gasta miles de pesos ( o euros en el original) en el abono de temporada de su equipo de fútbol. De modo similar, si se trataba de verlo por televisión  y había que pagar un abono, se pagaba sin protestar  con tal de ver el fútbol." Recortamos de cualquier otra cosa, pero para el fútbol siempre hay dinero", criticaban.

Concluían con un diagnóstico que si bien es conocido, bien vale repetirlo ( en Argentina lo hicieron militares y también democráticos aún  opuestos políticamente

Los gobiernos  sabiendo la gran repercusión social que tiene el fútbol, lo usan  como instrumento en nuestra contra para darnos  una buena dosis de anestesia cada vez que las cosas se ponen
feas. El objetivo es que la gente se olvide de los problemas reales
que están a su alrededor. De que al día siguiente, todo el mundo esté
hablando del partido de anoche".

La anestesia, "teniendo a la gente adormilada con el gran espectáculo
mediático", como lo llama el portal ,se consigue el objetivo
principal, evitar que la gente se organice para cambiar las cosas
malas que suceden en la sociedad del día a día, el fútbol lo puede:
"Se evitan manifestaciones, revueltas sociales y que la gente piense
en cómo solucionar este gran problema en el que nos han metido. Y si
no se evitan, por lo menos se minimizan bastante. Así es como
consiguen tener a una población sumisa y capaz de aceptar cualquier
cosa con tal de subsistir.

Finalizaba intentando hacer ver a la gente que se saque las anteojeras
"Es muy difícil hacer ver a la gente que la están manipulando para que
no reaccione ante tantas injusticias y abusos por parte de los que
gobiernan.¡Solo cuando la gente se dé cuenta, de que poniendo más
interés y esfuerzo en intentar cambiar lo que está mal, y no viendo
tanto fútbol, entonces habremos conseguido ganar la autentica Copa del
Mundo!
Fútbol. Anestesia para la Sociedad

Publicado en 20/06/2014

https://yanomiramoselcielo.wordpress.com/2014/06/20/futbol-anestesia-para-la-sociedad/